Antonio Almaguer Gómez, 58 años de ser sindicalista y de pasión por la radio

Miriam Lagunas Francisco 

Antonio Almaguer Gómez, es originario de Tampico, Tamaulipas tiene más de 58 años en la industria de la radio. Su historia inició el 16 de agosto de 1962, en Ciudad Madero, en la estación actualmente conocida como Radio Ranchito, ahí operaba la consola.

 

Un amigo de la infancia lo invitó a colaborar ahí, “no lo pensé dos veces. Como operador de consola estaba 4 horas, arreglaba la discoteca, hacía el aseo y entre los tres operadores hacíamos la continuidad. Entra al sindicato en poco tiempo y cada uno dedica seis horas a su trabajo, ganando un sueldo más decoroso”. 

 

La radio le apasionaba desde niño, le gustaba ir a los programas en vivo y se sabía los nombres de las estaciones y locutores, nos menciona algunos de los que aún guarda en su memoria: Antonio Guzmán Ferral, Baldomero Bonisquí, Víctor Manuel Barrios Mata, Carlos Enrique Núñez de Cáceres, Gerardo Gutiérrez y Homero Castillo. 

 

Su gusto por la locución y sus ganas de crecimiento profesional pronto lo llevaron a estar frente al micrófono, actividad que desarrolló por más de 54 años. El 15 de enero de 2021 se despidió de la radio, su voz será recordada por los miles de radioescuchas que compartieron con él su tiempo, emociones y pasión por la música.

Frente al micrófono

 

En el año de 1967 Antonio Almaguer concluía la preparatoria, su compañero Guillermo Martínez lo encandiló a realizar su examen para obtener su certificado de locutor, los dos viajaron a la Ciudad de México con un crédito que solicitaron. “Salí —de la DGTVE—esperando tomar un taxi y comencé a caminar, nunca encontré taxi, llegué al centro de la Ciudad de México, caminé como 5 o 6 kilómetros del gusto de llevar mi certificado de locución. Mi certificado lo obtuve un 14 de febrero de 1967”.

 

Ya con certificado en mano se integró a Radio Ola como locutor y permaneció en la estación hasta 1974. La emisora en los años setenta estaba dedicada a la música pop y rock. Antonio tuvo la oportunidad de entrevistar a varios de los grupos que participaron en el festival de Avándaro y a varios actores como: Capulina, Germán Robles y la Chilindrina, “me gustaba mucho hacer entrevistas”.

micrófono.png
Trayectoria

“Les aconsejo estén al tanto de las necesidades de los compañeros, que sean fieles a su sindicato. No basta con ser sindicalizados, hay que ser sindicalistas y tener la camiseta del STIRTT bien puesta”.

Posteriormente, la estación cambia al género tropical. Antonio Almaguer condujo el programa La Hora de la Sonora, dedicado a la Sonora Santanera, era uno de los programas más populares de la estación, por las noches transmitía El Trópico le Canta al Amor. La manera de interactuar con los radioescuchas era a través de llamadas telefónicas y en ocasiones muy esporádicas les permitían visitar las cabinas.

 

En noviembre de 1974 cambia su residencia a Nuevo Laredo, Tamaulipas e ingresa a la XENU, La Rancherita, una estación dedicada al género musical norteño, ranchero y la música grupera. Ahí destaca por defender los derechos de sus compañeros y lo nombran delegado sindical en 1982.

 

“En XENU estuve trabajando a lado de Mario Ruiz Salinas, secretario general de la sección en ese entonces”.

 

En estación XEAS, conocida como Fiesta Mexicana colaboró informando a los radioescuchas cada 5 minutos cada hora con los eventos noticiosos más relevantes

 

La Rancherita fue su casa durante 47 años, una de las actividades que más le gustaba hacer eran los controles remotos desde las tiendas de autoservicio, como: Gigante, Soriana o Chedraui “me gustaba mucho hacer los controles remotos y entrevistar a la gente, me metía hasta la cocina para conocer el menú de la comida que vendían”. 

 

La locución le ha dado muchas satisfacciones, una de ellas es que sus radioescuchas lo reconozcan, “es muy gratificante que la gente me reconozca, cuando he ido a Laredo, Texas me han identificado, no me conocen físicamente, pero por la voz saben que soy Antonio Almaguer, no cientos de personas, pero sí 4 o 5”.

 

Otra de las fortunas es que le ha tocado vivir los cambios tecnológicos por los que ha pasado la radio, “conozco desde que poníamos los anuncios en cinta y en discos de acetato, estoy muy contento de ver la transformación tecnológica”.

 

“Los anuncios estaban grabados en cinta y divididos con cinta blanca, a veces se reventaba la cinta y poníamos rápido música. En 1962 pasamos a las cartucheras, después a los casetes, luego al DAT, en donde se almacenaban como mil canciones, hasta que llegó la computadora”.

 

“Añorar los tiempos pasados no es porque hayan sido mejores, es por que están nutridos de una vida y de experiencia y si no los hubiéramos conocido no tendríamos hoy la visión de lo que es la radiodifusión”.

Liderazgo sindical

 

Antonio Almaguer Gómez, estudió la carrera de Administración de Empresas en Ciudad Madero, debido al cambio de residencia no la pudo concluir. Los conocimientos que adquirió de contabilidad le facilitaron su desempeño como delegado sindical.  

 

“Cada año viajábamos a México a revisar nuestro tabulador y nuestro convenio colectivo de trabajo que estuvo vigente hasta 1977, cuando entra en vigor el Contrato Ley”.

 

En sus visitas a México revisaban estación por estación los tabuladores, el comité nacional citaba en diferentes días a los delegados y secretarios generales de todo el país, para poder atenderlos.

 

La defensa de los derechos laborales fue un tema en el que estuvo inmerso durante casi toda su trayectoria en la radio. Durante la gestión sindical de Mario Ruiz Salinas al frente de la sección Nuevo Laredo, del STIRTT, colaboró en el comité seccional como secretario de trabajo durante tres años.

 

Más adelante, cuando Ramberto Salinas Carmona ocupa la secretaría general seccional, Antonio Almaguer se integra a su comité en la secretaría de trabajo, cargo que ocupa hasta 1988, cuando lo nombran secretario interino, deber que concluye hasta 1990, en ese mismo año se realiza la Asamblea Extraordinaria de Elecciones y lo eligen secretario general seccional.

 

Antonio Almaguer considera que se distinguió por esmerarse en trabajar cuestiones sindicales, para él, conocer a fondo el Contrato Ley es encontrar un arma que tiene el STIRTT contra los empresarios que no cumplen. “Hay compañeros que no saben cómo entrarle, piensan: si exijo me van a correr. Todos tenemos derechos y están asentados en nuestro Contrato Ley”.  

“Añorar los tiempos pasados no es porque hayan sido mejores, es por que están nutridos de una vida y de experiencia y si no los hubiéramos conocido no tendríamos hoy la visión de lo que es la radiodifusión”.

Nos platica con orgullo “ha sido muy enaltecedor trabajar en pro de mis compañeros” y mientras dirigió la sección Nuevo Laredo: “estuve presente en todos los Plenos Nacionales y Congresos, trabajé en casi toda la República, en Chiapas, Campeche, Veracruz, Villahermosa y casi toda la zona del pacífico, desde Colima hasta Jalisco, Puerto Vallarta y Nayarit, en fin, en todas las convocatorias de mi sindicato, el STIRTT siempre fui muy puntal, adquirí mucha experiencia y todo lo aplicaba en la sección”.

 

Recapitula su estancia en el sindicato y nos comparte que ha trabajado con todos los secretarios generales del STIRTT, desde Rafael Camacho Guzmán, hasta Ricardo Acedo Samaniego. Resalta siempre haber recibido el apoyo de los dirigentes nacionales, “he seguido las instrucciones de mis secretarios generales para cumplir con la buena conducción del sindicato, he tenido a mucha gente que me ha acompañado para ello, algunos ya se retiraron”.

 

“Siempre hemos sido muy apoyados por la dirigencia nacional, por el director jurídico, que ha estado muy atento, por Silvino Fernández, de la secretaría de trabajo, por Leoncio Peregrina, de la secretaría de organización y, sobre todo, de mi secretario general don Ricardo Acedo Samaniego”.

 

Nuevas sendas

 

El ser dirigente del STIRTT le ha permitido explorar y realizar otras actividades, en la CTM local ha sido secretario de comunicación social desde el año 2006. De 1992 a 1995 fue síndico del Ayuntamiento de Nuevo Laredo durante la gestión de Horacio Garza Garza.  

 

A partir de 1996 laboró en obras públicas como cobrador en el departamento de permisos. Con el presidente municipal, Daniel Peña Treviño, en 2006 ocupó el cargo de jefe de comunicación social, al año lo promueven como director de desarrollo social.

 

“He participado mucho en política, dirigiendo campañas, tanto en la CTM como en el partido, si yo no hubiera sido secretario general del STIRTT, hubiera sido muy difícil estar ahí”.

 

Mover el balón

 

Antonio Almaguer en su juventud fue un gran deportista, le gustaba jugar básquetbol, su equipo fue seleccionado para participar en diversos torneos que se llevaron a cabo en otros Estados de la República. También le gustaba jugar futbol, pero su adoración fue el básquetbol.

 

No se perdía los juegos de la liga profesional de básquetbol de Nuevo Laredo, le gustaba ir a verlos a la cancha.  También está pendiente de la Liga MX, conoce las posiciones de los equipos y a los jugadores, es un gusto que comparte con su hijo mayor.

 

Durante su participación en la radio predominó su trabajo en estaciones de música ranchera, tropical y grupera, sin embargo, el género musical favorito de Antonio Almaguer es el rock y el blues. “El rock es la música que me apasiona, a pesar de trabajar en estaciones de música regional”. Entre los grupos que más le gustan están: Rod Stewart, Rolling Stones, Jethro Tull y The Beatles.

 

La sección del STIRTT en Nuevo Laredo, Tamaulipas, cumple en este año su 74 aniversario. Antonio Almaguer Gómez ha formado parte de su historia. A sus 77 años se despide de la industria y del STIRTT, “me voy porque hay que abrir paso a que la juventud siga trabajando. Me voy muy agradecido con mi dirigencia nacional, con toda la gente con la que he tenido trato, tanto social como laboral”.

“Me voy porque hay que abrir paso a que la juventud siga trabajando. Me voy muy agradecido con mi dirigencia nacional, con toda la gente con la que he tenido trato, tanto social como laboral”.